El inglés

El inglés

El inglés es hablado aproximadamente por 335 millones de personas,es el tercer idioma más hablado en el planeta. A continuación te presentamos algunas técnicas para mejorar tu inglés o para que lo aprendás más rápido.

Juntando las piezas:

Para hablar inglés correctamente, hay que tener en cuenta los diferentes aspectos que componen su aprendizaje: saber y elegir el vocabulario adecuado, conocer las estructuras gramaticales de las frases, pronunciar claramente los sonidos y colocar los acentos fonéticos correctamente, sin olvidar el ritmo y la entonación adecuados. Debes trabajar todos estos elementos si quieres mejorar tu inglés oral.

Two-way process:

Hablar significa interactuar con otra persona y supone tanto hablar como escuchar. Comprueba de vez en cuando que la otra persona está escuchando con atención utilizando estrategias de conversación como enfatizar algunas palabras, parafrasear o bien expresiones del tipo You know what I mean? o Don’t you agree?

Sing songs:

La música es un excelente método para mejorar tu inglés oral, practicar el ritmo del lenguaje y aprender expresiones nuevas. Lee las lyrics (letras) de tus canciones favoritas en Internet y luego practica cantando. Ve películas y series en versión original sin subtítulos. Con la TDT puedes dejar el dual encendido. Aunque al principio te pierdas la mitad, lo importante es que tu oído se vaya acostumbrando. Las imágenes de vídeo ayudan mucho también a comprender el contexto. ¡Con el tiempo asociarás palabras y cosas de forma casi inconsciente!

Take a chance:

Necesitas tener una actitud positiva para mejorar tu inglés. Aprovecha cada oportunidad para practicarlo; hablando con gente en las fiestas, ayudando a un turista que parece que se haya perdido o simplemente respondiendo a las preguntas que hace el profesor.

Think in English every day:

Esta es una buena forma de mejorar tu expresión oral y puedes practicar en cualquier lugar, a cualquier hora. En casa, puedes hablar a solas mientras haces la comida o las tareas de la casa. Cuando vas en el autobús o en el tren, intenta describir mentalmente lo que vas viendo, la gente que te rodea y antes de acostarte, puedes recordar lo que ha pasado durante el día en inglés.

Listen to the sound of your own voice:

Aunque a lo mejor no te gusta escuchar tu propia voz, esta es una forma muy eficaz de averiguar en que necesitas mejorar en tu inglés hablado.

Usa diccionarios inglés-inglés, nunca bilingües: Imagina que estás en Nueva York y le preguntas la hora a alguien señalando tu muñeca. La persona podrá decirte “six thirty” y mostrarte su reloj… pero seguramente no te va a decir “las seis y treinta”. El diccionario inglés-inglés funciona de forma similar: no traduce, sino que te explica sólo en inglés para que te acostumbres a pensar en ese idioma.

aprender1